img
Etiqueta: lenguaje
Gobierno central
img
Eduardo Roldán | 21-09-2017 | 12:05 |0

Uno de los grandes atractivos de las palabras es su condición de recipientes polisémicos; otro, la exigencia que plantea ese abanico de naipes significativos para elegir el más adecuado —no necesariamente el más preciso, si tal no es el efecto deseado— o para no elegir ninguno; como bien saben los músicos y los poetas, a veces la omisión de alguna(s) nota(s) o palabra(s) otorga más fuerza a la frase musical o lingüística, que se habría visto lastrada de haberse incluido.

El plan de actuación promovido por quienes sueñan con una Cataluña autista no ganará la guerra de la independencia, aun por medios ilegales, pero ha ganado la batalla del lenguaje, o una importante batalla. No hay ya información oral, titular de periódico o comentario en mesa redonda en donde no se añada, cuando el emisor se refiere al Gobierno, el adjetivo ‘central’. Dentro de poco hablaremos de Mariano Rajoy como <<el Presidente del Gobierno Central>>. Con la difusión masiva de esta adición innecesaria los soñadores han conseguido, al menos, tres cosas: quebrar una antigua costumbre (la costumbre también es fuente del derecho); agregar otro elemento con el que apuntalar el

Ver Post
Palabras violadas
img
Eduardo Roldán | 08-06-2017 | 11:41 |0

Al margen de las formas puramente físicas —esos índices acusadores al señor sentado en la bancada de enfrente; esos ademanes como golpes de kárate para puntuar su parlamento; esas sonrisas de desdén, tan falsas que acuden a sus rostros antes de que hayan terminado de escuchar aquello de lo que han comenzado a mofarse—, muchas veces tan ilustrativas, si no más, que lo que dicen, si hay algo que descorazona y enerva de la gran mayoría de las intervenciones orales de la clase política es la facilidad con que prostituyen el sentido más básico de las palabras.

La palabra es punto de encuentro entre quien habla y quien escucha, mano tendida y apretada, sinapsis de voluntad y aceptación. Y para que la conexión se produzca, ha de haber un pacto previo, implícito, que constate el contenido de lo que se transmite, la carga semántica, su valor comunicativo. Por supuesto, las palabras tienen sentidos plurales —esa es su gran riqueza y misterio—, y se les puede dar otro distinto al literal o más común, incluso el opuesto. Pero no hablamos aquí de ironía (de la que los políticos carecen) ni de los otros muchos recursos expresivos que la lengua ofrece; cuando el

Ver Post
Nichos
img
Eduardo Roldán | 09-02-2017 | 18:16 |0

El nicho es la más reciente y unánime obsesión de la realidad tecnológica. Desde los gurús de las comunicaciones hasta el bloguero de cocina, todos los residentes de la aldea global sueñan con hacerse un nicho, así dicen, un hueco que llenar de fieles que los sigan y sostengan, que los avalen siquiera numéricamente, si no monetariamente. Hemos pasado de soñar con una chalecito en la playa para invitar a los amigos el fin de semana a soñar con un hueco, con un vacío donde meter nombres o alias con los que no hemos cruzado palabra en la vida —aunque también se definan como <—. El empobrecimiento del sueño parece evidente, pero según los expertos de la cosa, justo ahí radica la clave de un nicho poblado: en limitarse. Hay que acotar una parcela modesta y ceñirse a sus límites con rigor monacal, y trabajarla y trabajarla con un producto solo, específico, y si usted es bloguero de cocina no se le ocurra dirigirse a la vez a solteros y a madres de familia, y además decántese por las recetas veganas o los postres de merengue, si no una propuesta tapará a la otra y el nicho que haya formado huirá en estampida.

Esta mentalidad se ha extendido más allá de

Ver Post
Retórica ficción
img
Eduardo Roldán | 07-04-2016 | 17:24 |0

Un fenómeno político que no conoce de pasaportes ni de sustrato ideológico es el de la degeneración del arte del bien decir, de la retórica en un sentido ciceroniano. La oratoria pública ha ido degenerando en un conglomerado de frases hechas, afirmaciones indemostrables, ceños fruncidos y acusaciones como pelotas de tenis; un empobrecimiento que ha llegado a afectar también al insulto ocasional —para insultar es necesario el ingenio, quizá más que para el elogio—, y uno se pregunta cuándo alcanzaremos ese último estadio, posverbal/preverbal, pseudoadánico, en el que las réplicas parlamentarias consistan en rebuznos nasales o gruñidos guturales, e incluso otros sonidos emitidos con el cuerpo pero no por la boca. Hasta que hollemos esa cima de la miseria, por decirlo con Groucho, de momento nos tendremos que conformar con el análisis del rasgo más rampante de la degeneración, el de la obsesión por el titular de impacto, y con la obsesión —otra vez, pero casi seguro no la última— con su más depurado practicante.

Sobre los islamistas: <. Sobre la frontera Méjico/EEUU: <. Son solo un par, y no especialmente anonadantes, de los muchos titulares que

Ver Post
Petaloso
img
Eduardo Roldán | 03-03-2016 | 18:00 |0

O sea con muchos pétalos. Con este adjetivo derivado, que él inventó para describir una flor (de género masculino en italiano), el niño Matteo, de ocho años, ha conseguido en siete días demostrar la fuerza vital, creadora del lenguaje con mayor nitidez y fulgor que cualquier voluntarioso manual de divulgación. Un encargo escolar, un error feliz, la conjunción de una profesora sensible y una Academia de oídos abiertos: la historia tiene algo de cuento de hadas y de fábula también, y el que al final se incorpore o no el término al diccionario no empaña en nada el valor poético y didáctico de esta genialidad infantil (todo genio tiene algo de niño). Como ha demostrado Matteo con solo ocho letras, la palabra justa, incluso en un tiempo tan icónico e impaciente como el nuestro, que prefiere comunicarse con minúsculas sandías faciales, sigue siendo la vía de comunicación más potente. El que además la palabra haya sido inventada no hace sino subrayar la cualidad orgánica, maleable de la lengua, y su infinita capacidad para sorprender.

El neologismo no es solo un derecho sino casi una obligación del escritor, y solo por esto todos los juntaletras deberíamos

Ver Post
Con ilusión
img
Eduardo Roldán | 17-12-2015 | 18:39 |0

Así, escueto y fácil de memorizar como piden los tiempos, el eslogan de Ciudadanos trata de apelar a la esperanza que —en teoría— su programa genera para recabar el voto. Sin embargo la ilusión como esperanza no es ni la primera acepción ni el sentido más extendido del término, como bien sabía el cantante de La Cabra Mecánica: <. En esencia una ilusión es un espejismo, un engaño, un señuelo, y el iluso un engañado, un crédulo volátil y acrítico. Acaso el inconsciente le haya traicionado a Ciudadanos, y en una suerte de lapsus línguae publicitario esté reconociendo a través del eslogan la esencial falsedad que todo programa político comporta —no solo el suyo, por supuesto— y la ficción convenida que son unas elecciones. Todos sabemos que los partidos prometen y prometen hasta que han sido metidos (en la urna), pero que una vez metidos olvidan lo prometido; y este es quizá el hecho que más encolerice al votante, el descomunal gap existente entre el número de promesas realizadas en campaña y las llevadas a cabo cuando el partido en el poder. Ocurre que con el tiempo llega el olvido o la resignación, que es de lo que se aprovecha el político para

Ver Post
Cupido electoral
img
Eduardo Roldán | 05-02-2015 | 18:08 |0

No tuvo la épica de la Larga Marcha de Mao, pero la convocada por Podemos el sábado en Madrid es lo más parecido que hoy en España pueda darse. Tras el revolcón griego, la marcha ha supuesto el toque de alerta definitivo, ante el que ni el escéptico más recalcitrante ha podido volver la cara, y la sanción fotográfica de un proceso de divulgación en el que sin embargo las palabras no han jugado otro papel que el de recipientes del vacío.

Desde que comenzó su meteórica ascensión, el partido liderado por Pablo Iglesias se ha instalado en un discurso directo, generalista, sentimental y poroso, donde realidad, quimera y Apocalipsis bailan un tango a tres de papeles intercambiables. Iglesias —valga él como tropo de Podemos— habla en eslóganes de fácil consumo y poco poso, que como una flecha de Cupido alcanzan el corazón sin dejar rastro en la cabeza, porque no tienen rastro que dejar. Maneja metáforas de parvulario, los ratones y el queso, las ovejas y el lobo, el sol y las nubes negras: los buenos y los malos, en fin, < y <, sin medianías ni matices, tan cansados. ¿Quién quiere un programa de propuestas desglosadas cuando puede tener el programa en los 140

Ver Post
Aniversario
img
Eduardo Roldán | 26-09-2014 | 18:19 |0

Este periódico celebra hoy su ciento sesenta cumpleaños y la cifra, en un mundo de usar y tirar como el que vivimos, donde las empresas, las titulaciones, los proyectos tienen una vida cada vez más efímera —bien por vocación, bien por resignación—, suena un tanto inverosímil. Escribía recientemente Muñoz Molina que todo centenario tiene algo de póstumo y marmóreo, de cosa fija; no en el caso de un periódico, que ha de renacer cada día como un Fénix de las noticias, si bien es cierto que muy pocos han llegado a cumplir el siglo, y de ahí quizá la omisión de la excepción.

En tantos años El Norte de Castilla ha pasado inevitablemente por varias edades y hecho frente a no pocos obstáculos, desde el orondo obstáculo censor de don Manuel Fraga al palpitante de la crisis económica, o, como casi seguro sea inevitable en empresa tan longeva, también a los obstáculos derivados de las oposiciones internas. Y así ha ido quebrando, regateando, tropezando y levantándose, sin perder en el camino una credibilidad que es sin duda la marca de la casa, producto de una independencia tan modesta como firme y plural —digo modesta porque la independencia autocacareada

Ver Post
Sobre el autor Eduardo Roldán
Columnas, reseñas, apuntes a vuelamáquina... El autor cree en el derecho al silencio y al sueño profundo.