El pacto del vino ya…

Y todo esto… porque la situación económica del momento hace imposible la rotación y el maridaje de los vinos en los restaurantes por culpa de los precios desorbitados y porque el consumo está bajando alarmantemente. Por ello la distribución, la bodega y el hostelero tienen que pactar una nueva política de precios que oxigene al vino.

La situación del mercado con el alarmante descenso en el consumo del vino de calidad, proporciona el momento más adecuado para afrontar, definitivamente, un cambio de conducta y estrategia en la política de precios del vino. Viene de antiguo incrementar el precio de una botella cuando llega a la mesa de un restaurante. No olvidemos que, hace tan sólo unas décadas, se pagaba poder consumir en un punto de la geografía un vino determinado. En otras épocas, el coste se justificaba en la variedad, en el servicio, en el cuidado del vino y en una costumbre ya enquistada en la hostelería mundial, pues no es sólo una costumbre española el hecho que un restaurante incremente los precios del vino.

Pero, en dos décadas, han cambiado las cosas radicalmente. El restaurante recibe, como jamás hubiese imaginado, una abrumadora cantidad y variedad de vinos con precios más que razonables cada día, que trastocan cualquier criterio del pasado. Si queremos maridar platos con vinos, si soñamos con iniciar con un generoso en el aperitivo y cerrar con un dulce natural en el postre, pasando por tres tipologías, tenemos que olvidarnos de los incrementos que duplican el precio de coste. El vino en el restaurante ya no puede soportar márgenes alocados. Para mayor claridad: pienso que debe ser interpretado como complemento y refuerzo de la oferta gastronómica del local. Sin duda, esto exige un cambio de mentalidad, por todas las partes. Ha llegado la hora de hacer un pacto con la hostelería, de llegar a un acuerdo entre el restaurante, la distribución y la bodega, de acortar distancias entre el enólogo y el sumiller. Es el momento de desmontar el esquema del precio multiplicador en los restaurantes. Un esfuerzo en el que las bodegas tendrán que jugar su mayor baza en beneficio del vino de calidad, de su cultura y del incremento del consumo.

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More
El Norte de Castilla

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.