img
Fecha: noviembre, 2014
Anticorrupción deficiente (“paquetes”)
Alfredo Barbero 28-11-2014 | 7:20 | 1

Entre las medidas del glorioso “paquete” del que tanto presume la Vicepresidenta del Gobierno, doña Soraya Sáenz de Santamaría, y también el Presidente, don Mariano Rajoy Brey, para luchar contra la corrupción:

¿Han escuchado ustedes que vayan a hacer una ley de referéndum para que todos. los españoles podamos votar cuestiones sociales y políticas relevantes cada cierto tiempo?

¿Han escuchado ustedes que quieren hacer una ley de la carrera política para que el tiempo máximo en los cargos sea de ocho años, y que a los políticos que se les impute en procesos judiciales automáticamente se les releve de sus cargos?

¿Han escuchado que vayan a hacer una ley electoral con listas abiertas para que los ciudadanos podamos elegir a personas concretas y no a “paquetes” de políticos en listas cerradas?

¿Han escuchado que quieran hacer una ley de independencia de los poderes del Estado para que el Tribunal Supremo y los miembros del Consejo General del Poder Judicial sean elegidos por profesionales y no por cuotas políticas?

¿Han oído que vayan a hacer una ley de partidos políticos que les obligue a tener un comportamiento interno auténticamente democrático con Elecciones Primarias serias?

¿Han oído que quieran hacer una ley de aforamiento para suprimir la actual generalización de este privilegio jurídico entre la clase política?

¿Se les ha oído decir que vayan hacer una ley de financiación de los partidos políticos para que los ciudadanos podamos conocer desde el primero hasta el último euro que entra en esas instituciones públicas, y la identidad de todos los “donantes”?

Y si no han escuchado ni al Presidente ni a la Vicepresidenta decir nada de lo anterior, ¿acaso se lo han escuchado al líder del mayor partido de la oposición?

Entonces, si no hemos escuchado nada de todo esto, ¿de qué clase de “paquetes” nos están hablando…?

Los dos grandes partidos de centro-derecha y centro-izquierda de España, PP y PSOE, siguen sin entender, siguen sin entender.

Y como no entienden, Podemos es cada vez menos utópico.

 

 

 

Ver Post >
Corrupción triple
Alfredo Barbero 16-11-2014 | 5:45 | 0

Me llama un amigo desde Valladolid para decirme que entre las formas históricas de corrupción inherentes a la organización de los sistemas sociales, hay una cuya fuerza determinante es tal que debe ser considerada de modo independiente, siendo así tres, y no dos, las formas esenciales de corrupción humana.

Se refiere, como es lógico, a la organización de los sistemas económicos. Y en este nivel incluye tanto la corrupción burocrática de la economía altamente planificada, politizada y estatalizada que sigue las directrices del pensamiento de don Carlos Marx en sus variantes más o menos ortodoxas, como la corrupción de la especulación sin límite de los tiburones de Wall Street -o de Bankia- en su orgía de “laissez faire et laissez passer, le monde va de lui même” (dejen hacer, dejen pasar, el mundo va solo).

Mi amigo vallisoletano piensa que tanto Marx como Adam Smith fueron dos grandísimos ingenuos: el uno creyendo que la economía (y la vida) se puede planificar a escuadra y cartabón como la lucha de un videojuego de combate, y el otro creyendo que su famosa “mano invisible” del mercado activa sólo los “egoísmos responsables”.

¿Cómo aminorar entonces los daños inherentes a cualquier tipo de sistema económico?

Con la Ley, con la Ley.

Aunque en asuntos de economía, si no queremos ser en el ya casi 2015 tan ingenuos como lo fueron Smith y Marx siglos atrás, hemos de reconocer que la Ley no lo tiene nada, pero que nada, nada, fácil.

…….

 

Ver Post >
Corrupción doble
Alfredo Barbero 15-11-2014 | 9:48 | 1

.

Las dos formas esenciales de corrupción, conocidas ya perfectamente por Aristocles -”el de anchas espaldas”- y por otros filósofos de la Grecia clásica, son tan antiguas como la Humanidad: hay una corrupción inherente a las personas individuales, y hay una corrupción inherente a los sistemas de organización social y política (incluidos los democráticos).

Que sepamos, no existe una solución ontológica a estas dos históricas e insistentes formas de corrupción porque, ni las personas, ni los sistemas de organización, son ni pueden ser perfectos.

¿Cómo aminorar entonces los daños?

Por medio de la Ley.

La Democracia con un abrumador predominio de poder por parte de los Partidos Políticos frente a la Sociedad Civil que fue pactada en la Transición española entre 1975 y 1978 (a la que venimos llamando Democracia subdesarrollada o Partitocracia) necesita urgentes reformas legales.

 

Éstas podrían ser algunas leyes y reformas a realizar:

-Ley de financiación de partidos políticos, sindicatos y organizaciones empresariales (con conocimiento público desde el primero hasta el último euro donado, así como de la identidad de los “donantes”).

-Ley electoral, con circunscripciones para elección directa y nominal por parte de los ciudadanos de sus representantes políticos.

-Ley de organización de los partidos políticos, con Elecciones Primarias obligatorias.

-Ley de aforamiento, con supresión del actual “aforamiento generalizado” (limitándolo a muy pocas personas, las que ocupan los más altos cargos de representación del Estado).

-Ley de separación de poderes, con elección de los órganos de representación del Poder Judicial por parte de profesionales: magistrados, jueces, fiscales, etc.

-Ley de la carrera política, con duración máxima en los cargos públicos de ocho años, y apartamiento preventivo automático del cargo público al ser judicialmente imputado.

-Ley de referéndum, con celebración periódica de consultas a los ciudadanos sobre los asuntos más relevantes de la vida política y social.

 

¿Utopía?

Si los dos partidos mayoritarios que hay en España, el Partido Popular (PP) y el Partido Socialista Obrero Español (PSOE), no logran alcanzar un pacto muy serio de reforma de las actuales instituciones democráticas, desde luego que todas las anteriores propuestas no pasarán nunca de ser una alegre y jovial utopía democrática.

Y entonces, quizá Podemos deje de ser utópico…

.

.

Ver Post >
Referéndum para todos
Alfredo Barbero 12-11-2014 | 10:45 | 2

Ahora que los catalanes ya han votado, ¿cuando va a convocar el Sr. Presidente del Gobierno, don Mariano Rajoy Brey, un referéndum para que también podamos votar sobre el modelo de organización territorial del Estado el resto de los españoles?

 

Ver Post >
¡Felicidades, Teresa!
Alfredo Barbero 05-11-2014 | 7:42 | 2

La Ciencia no puede saber en este momento si Teresa Romero se ha curado de su gravísimo contagio por el virus Ébola gracias al antiviral que le fue administrado, al suero que recibió de una paciente curada antes que ella, a su propio sistema inmunitario, o a una combinación desconocida de estos tres factores. Pero esto, hoy, es lo de menos. ¡Teresa vive! ¡Muchas Felicidades!

La alerta sanitaria generada en España (y en toda Europa) no tuvo, en esta ocasión, el profesor del Ébola que solicitamos con urgencia nada más detectarse el contagio, sino un Comité Científico que llegó tarde y mal. Ese Comité debió haber llegado desde el principio y bien (es decir, quedándose la política y los políticos a un ladito).

En una futura posible alerta sanitaria, por el motivo que fuere, ¿nuestra clase política habrá aprendido a comportarse ante la sociedad con la seriedad y el rigor que estas situaciones requieren?

 

Ver Post >
Sobre el autor Alfredo Barbero
Psiquiatra del Centro de Salud Mental "Antonio Machado" de Segovia