El Norte de Castilla

img
Fecha: julio, 2007
«Actitud claramente deningrante»
Sansón 20-07-2007 | 6:33 | 0

El juez Del Olmo ha ordenado el secuestro de la revista El Jueves porque la viñeta de la portada contiene una caricatura de una pareja que recuerda a los príncipes de Asturias en «postura sexualmente explícita» mientras él dice: «¿Te das cuenta? Si te quedas preñada… ¡Esto va a ser lo más parecido a trabajar que he hecho en mi vida!».

No sé dónde está lo denigrante en la viñeta de un príncipe que reconoce que trabaja cuando copula, toda vez que en cualquier monarquía la cópula es una de las obligaciones y trabajos más perentorios que han de abordar sus miembros, máxime si son herederos, por razones de pervivencia dinástica.

No hace mucho, media España mostraba su preocupación porque el príncipe de Asturias aún no había contraído matrimonio. Sin duda, la inquietud de los monárquicos estaba provocada por la necesidad de que cumpliera con una de sus obligaciones como heredero de la Corona:casarse y engendrar descendencia. No recuerdo que ningún juez entonces considerara aquellas críticas públicas a la actitud perezosa del príncipe como comentarios claramente denigrantes hacia su persona, aunque todos ellos comportaran referencias explícitas e implícitas en la misma dirección que la portada de El Jueves, con mejor o peor gusto (eso puede discutirse sin problemas) pero con igual y honesta libertad de expresión.

Lo claramente denigrante es que en España, hoy, un juez dictamine que una simple viñeta puede ser delictiva.

———————–
El Norte de Castilla, 21 de julio de 2007©Sansón

Ver Post >
Pretérito perfecto
Sansón 15-07-2007 | 6:24 | 0

El Norte de Castilla, 14 de julio de 2007
Con la huida del sol, en toda la cuenca brotan pequeños fuegos nocturnos. A vista de pájaro acaso parezcan estrellas jóvenes. Sin dificultad, un observador atento a los luceros identificará el carro estirado de Parque Alameda, la ballesta de la Vega, la herradura del Pichón, el yunque de Zaratán…, todas ellas, constelaciones cercanas a la galaxia artificial de la ciudad, que las cautiva con su poderosa fuerza gravitatoria. Este milagro, obrado en la lóbrega terrestre, debe su existencia a la briqueta. Gracias a ella, hasta el encorbatado más mentecato de la tribu puede abandonar el traje y la golilla en el vestidor, uniformarse con un pantalón bermudas, una camiseta desleída y unas chancletas, acudir a su jardín y encender las brasas de una barbacoa para celebrar la reconciliación con la lumbre. Tras su expulsión de los fogones y de los braseros, el fuego ha hecho las paces con los hombres en la parte trasera de la casa, donde la vida desoye al disimulo. Resulta que la lucha diaria contra la obsolescencia tiene su recompensa ahí: entre el humo del carbón vegetal y el olor de la carne asada como antaño, sin más ingredientes que la tranquilidad y la gazuza. El invento se extiende desde hace miles de años por este Atapuerca gigantesco que aún respira.
©Rafael vega

Ver Post >
La suerte y la muerte
Sansón 14-07-2007 | 1:59 | 0

El Norte de Castilla, 13 de julio de 2007
Ayer hubo 13 heridos en el encierro de San Fermín, siete de ellos asaeteados por la cornamenta de uno de los morlacos. El caso es que la noticia, aun espeluznante, no hace mover el bigote de la Autoridad, ni de la ciudadanía toda, esa que obliga a cambiar cualquier normativa al más mínimo accidente, la misma que se espanta por las consecuencias del teflón o festeja la prohibición de los termómetros de mercurio, o ha tirado la pasta de dientes porque ha oído un decir, o bebe agua embotellada por si acaso. El toro, sin embargo, no entra en sus planes; goza de impunidad y se le permite la embestida porque las fiestas garantizan la venganza, ya tenga a bien vender caro el pellejo, como fue el caso ayer en Pamplona –y lo es todos los años en decenas de lugares– o no. El precio por la matanza, a veces previa tortura, está fijado de antemano. Nuestros pueblos se preparan para el espectáculo sangriento, atávico y aberrante de la fiesta en todas sus manifestaciones. Ya se desempolvan las talanqueras, ya están cerrados los tratos con los ganaderos, quienes dicen asegurar la supervivencia de la raza. El verano promete adrenalina y sangre. No todos los partícipes volverán enteros a sus casas, pero está asumido. ¿Desde cuándo ha sido un obstáculo la muerte de los otros?
©Rafael Vega

Ver Post >
Comeremos gloria
Sansón 07-07-2007 | 4:14 | 0

El Norte de Castilla, 6 de julio de 2007
Si los artistas han acabado con el arte, los historiadores con la historia, los políticos con la ideología y los religiosos con la espiritualidad, a nadie extraña que los cocineros hayan acabado con la comida. No con el estómago ahíto, todavía necesario, sino con el puchero contundente, el orden de los platos, la guarnición comprensible y el bocado familiar. Tal ha sido la transformación que en este occidente nuestro la comida ya no es consecuencia del hambre sino de la curiosidad; la restauración del cuerpo ha dejado paso a la sublimación de los sentidos. De ahí el pincho y su literaria presentación. Caramelo de rabo, Nube agria, Zamburiña al mar de verdejo, Kaisser, Manolete… No son títulos de poemarios que postulen por el Loewe sino de viandas que han de convertirse, a fin de cuentas, en bolo alimenticio, aunque tras un paseo por la corteza cerebral para dejar sus huellas. Así ha de trotar entre las neuronas el arroz salvaje, adherirse el tomate confitado…, así ha de registrarse la erupción del Volcán de alcachofas que, además de acelerar el proceso del almuerzo, mantendrá a los comensales en pie, sudorosos y arrimados, como los espectadores de un castillo pirotécnico, mientras propagan sus contagiosas exclamaciones: «Oh, magnífico; burp», dirán.
© Rafael Vega

Ver Post >
Sobre el autor Sansón
Rafael Vega, también conocido como 'Sansón' por eso de las viñetas.

Últimos Comentarios

Cari 26-07-2014 | 22:01 en:
Sansón
Cari 22-07-2014 | 15:38 en:
Sansón
Cari 19-07-2014 | 09:46 en:
Sansón
Sansón 13-07-2014 | 11:35 en:
Sansón
Cari 12-07-2014 | 21:53 en:
Sansón