Blogs

Vicente Álvarez

EL FARO DE AQUALUNG

MIEDO S.A.

Publicado en El Norte de Castilla el 28 de enero de 2010

Arde el Consejo Europeo y tiembla la Organización Mundial de la Salud. El máximo representante de la Comisión de Salud del Consejo, el médico alemán Wolfang Wodarg, ha declarado que ya no se puede confiar en la OMS para determinar la intensidad de una epidemia, ha recordado que ya nos habían alertado de una enorme pandemia en dos ocasiones (gripe aviar y gripe A) y en ambos casos «fue una mentira», ha hablado, en fin, de supuestas y bastardas presiones de la industria farmacéutica. Estas terribles revelaciones se unen a las críticas del español Pedro Caba, ex vicepresidente de la OMS, que ha dicho: «Nos han tomado el pelo, empezando por la OMS y los laboratorios». Desde la OMS reconocen que la gestión de la pandemia no ha sido perfecta. Las industrias farmacéuticas seguro que no piensan lo mismo.

El alarmismo teledirigido siempre ha encontrado un aliado de lujo en el borreguismo colectivo. Al calor del miedo inoculado se han vendido sólo en España 15 millones de mascarillas y 25 millones de guantes de látex y del jodido jaboncito desinfectante. También 24 millones de vacunas. Ahora no saben qué hacer con ellas. El Gobierno planea ceder los excedentes a países pobres o revenderlos a un precio inferior. Pedro Caba insiste en su crítica acerada: «Las vacunas sobrantes hay que tirarlas. No sirven. Lo que necesitan esos países no son vacunas inútiles, sino bocadillos de jamón». Además exige que se investigue la implicación directa o indirecta de algunos de los máximos responsables de la OMS en las principales farmacéuticas encargadas de la fabricación de la vacuna. En Francia lo han comenzado a hacer y ya hay médicos de renombre investigados por posible corrupción. La psicosis mundial perfectamente orquestada funcionó a la perfección. «En cifras absolutas la mortalidad ha sido menor que nunca», señalan los expertos. Sin embargo, las empresas farmacéuticas han facturado 750.000 millones de dólares y los gobiernos han gastado en vacunas sumas incalculables. Las cifras resultan pornográficas aunque tal vez lo peor sea la metedura de pata en las previsiones de la OMS y el daño a su credibilidad (y a su honestidad). El día en que haya realmente una pandemia, ¿quién va a hacer caso a las indicaciones de la OMS? Se saben el cuento de que viene el lobo… Pues pasará.

Temas

Sobre el autor

Escribe novelas y cosas así. Sus detractores dicen que los millones de libros que ha vendido se deben a su cara bonita y a su cuerpo escultural. Y no les falta razón.


enero 2010
MTWTFSS
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031