img
Etiquetas de los Posts ‘

españa

Pimpampum
Roberto Carbajal 18-04-2012 | 8:07 | 3

A perro flaco, todo son pulgas. Era previsible que la debilidad de España iba a infligirnos dolor. Los depredadores tienen el olfato más desarrollado que nunca y aprovechan para hincar el diente en las presas fáciles. Los argentinos tienen un verbo muy florido, pero a la hora de elegir a sus representantes yerran por vocación. Los años en que Carlos Menem ocupó la presidencia del país fueron un escándalo. Argentina asistía al saqueo de la riqueza nacional, que se desangraba a borbotones. Joyas como YPF o Aerolíneas Argentinas cayeron en manos españolas, a cambio de llenar los bolsillos de quienes detentaban el poder desde la Casa Rosada. Nuestras empresas desembarcaron allí cual caballo en una cacharrería, aligerando la mordida convenida y ordeñando como nadie la coyuntura trazada por la corrupción política. A favor de nuestra industria hemos de decir que contribuyó a la modernización del país, gracias a la inversión en infraestructuras básicas.

España apostó por aquel mercado, pero siempre se escuchaban voces altisonantes contra nuestros empresarios, en una mezcla de complejo de inferioridad y neocolonialismo. Hoy el país está en manos de una mística muñeca de plástico que es manejada por tecnócratas malcriados y una banda de pelotudos. Desde España los ministros amenazan con sanciones, que siempre quedan bien ante las cámaras. Pero es inútil desencadenar una guerra verbal, en la que saldríamos perdiendo quienes más tenemos que perder. Al conflicto, añadamos la enorme población de argentinos que residen en España y los españoles o sus descendientes del otro lado. Para acabar de redondear la ineficacia de las amenazas de nuestro Gobierno, recordemos que la prioridad debe ser preservar los intereses de las empresas que operan en territorio argentino, que son muchas y enormes. A la sociedad privada Repsol no le queda otra que dirimir en los tribunales el coste del justiprecio de esta burla populista. Troquemos lágrimas por neuronas y seamos pragmáticos. ¿O es que vamos a fletar otra Armada Invencible?  

Publicado en El Norte de Castilla el 18 de abril de 2012

Ver Post >
Sangre, sudor y vacío
Roberto Carbajal 11-04-2012 | 7:37 | 2

España siempre ha tenido la vocación de entretener. Al principio la diversión se produjo durante la Reconquista, matando moros. Aún calientes, las fuerzas vivas quemaron y expulsaron a los judíos, para liquidar los préstamos y el conocimiento. Se armó una expedición con tres barcos para conquistar las Indias. Allí hallaron un filón de carne y otros tesoros. Fueron días excitantes. El imperio sólo hacía que engordar, se extendió por Europa y el viento soplaba a favor. Poco importaba si en el trono se aposentaba un idiota o un chimpancé. Incluso brotó el Siglo de Oro de las letras. Se escribía y se podía leer calidad entre duelos y quebrantos. Más tarde, Napoleón quiso conquistar España y colateralmente ilustrar al país. No fue posible, porque nuestros cojones no tienen competencia.

La decadencia suele apoderarse tarde o temprano de los imperios y nos quedamos tan solo con el mapa que explica hoy el hombre del tiempo. Sin una guerra civil no eres nadie, así que también la montamos, una especie de declaración sentimental para tímidos. Los vencedores subyugaron al pueblo hasta hace dos días y ante España se abrió la oportunidad de convertirse en un espacio con horizontes.

Pero nuestro país está de enjuagues. Se han dilapidado casi cuarenta años. España es un precioso museo artístico y medioambiental. Vivimos del turismo y de los servicios. Cultivamos y ordeñamos, pero acogotados. Algunos confundieron huevos con ladrillos y esa eclosión esparció su hedor, instalándose en la pituitaria nacional. Nuestra industria pesada es anecdótica. El conocimiento se desprecia desde las instituciones. La investigación podría abrir una ventana al futuro, pero han cercenado sus esperanzas y volvemos al que inventen otros. Nuestros talentos emigran. El Estado perdona al burlón. Se penaliza a quien paga amenazando la sanidad o la educación. Hacienda comete pillaje para sufragar un desmadre evitable y que conocían los partidos, los secuestradores de la democracia. Tratan a la gente como súbditos y quizá estén jugando con fuego.

Publicado en El Norte de Castilla el 11 de abril de 2012

Ver Post >
Periodismo de cloaca
Roberto Carbajal 14-03-2012 | 8:07 | 2

Resulta repugnante estrujar el sufrimiento humano para vender periódicos. Los atentados del 11-M nos encogieron el estómago y sirvieron para amalgamar nuestro país, aunque solo fuese unos meses. Mientras se evaporaban las lágrimas más gruesas, planeaba la tesis del advenimiento de los socialistas gracias a la torpe gestión del suceso llevada a cabo por el Gobierno Aznar y la inducida derrota electoral posterior de su partido. Algunos comenzaron a horadar en el inagotable filón del complot, movidos por el naufragio en que devino in extremis su clientelismo por aquel vuelco electoral.

Las teorías de la conspiración siempre han gozado de un eco enorme, tal vez alentadas por la cultura de lo novelesco que prende en la sociedad contemporánea, o la evasión hacia lo fantástico frente a lo parco de la cruda realidad. Cierto sector de la prensa lleva ocho infaustos años alimentándose a costa de las prisas y la chapuza hispana que quizá se conjuraron durante la recolección de pruebas tras los atentados. Poco importa la sentencia que condenó a los culpables. Esas cabeceras y radiotelevisiones reaccionarias han construido piezas imposibles de ser tenidas en cuenta por cualquiera que porte dos dedos de frente. Al ser tan increíbles, su alquimia es acogida como auto de fe por los conspiranoicos. La más estrafalaria de todas es que los servicios secretos españoles, marroquíes y belgas se reunieron para preparar todo el tinglado. Imaginen a nuestro CNI alentando a los otros espías a montar una traca de esas características y que, por favor, guardasen el secreto. Hilarante.

El nuevo fiscal general del Estado asegura que el 11-M es causa juzgada y que no tiene intención de remover un solo papel. Mientras, los medios ultraconservadores arremeten contra esta decisión y han logrado dividir a las asociaciones de víctimas, y aún continúan retorciendo los hierros del terror. Inimaginable en Estados Unidos tras el 11-S, donde formaron una piña en torno a tanto dolor. España es la tierra en la que más robusta luce la cizaña.

Publicado en El Norte de Castilla el 14 de marzo de 2012

Ver Post >
Con los ojos vendados
Roberto Carbajal 01-02-2012 | 9:07 | 3

Un país que contempla impasible a más de cinco millones de parados es que ha perdido el respeto por sí mismo y por los demás. Hablamos de España, lo que un día se asemejaba al jardín del Edén. En primer lugar, ese respeto se disipa sin salir de casa y por ende desde el exterior, en donde dejan de tomarte en serio a las primeras de cambio. Resulta una empresa colosal labrarse una buena reputación, máxime si se trata de una nación en la que hace menos de cuatro décadas regía la dictadura del imperio imaginario. La sangría que hoy acogota a la sociedad española nos muestra ante el mundo como un mamífero enfermo que transita por un desierto infestado de carroñeros. Esta situación se traduce al mismo tiempo en oportunidades a medio plazo para quienes otean desde las alturas nuestra descomposición estructural. Y no resulta apetecible encontrarnos con un país convertido en una ganga en manos de quienes han trazado un plan para quedarse con casi todo el pastel.

La Historia ha demostrado que la austeridad llevada al paroxismo es sinónimo de empobrecimiento. Da la sensación de que se está equiparando retención y saneamiento con parálisis. Durante el siglo pasado pareció quedar claro que no se puede combatir la recesión con el frenazo en seco. De hecho, tanto Estados Unidos como Gran Bretaña hicieron circular dinero público para alentar el crecimiento, como una medicina eficaz que evitase la metástasis social y económica. Lo demostró el economista Paul Samuelson y parecía ser una fórmula ganadora. Pero la rigidez y la obstinación alemana ha contaminado el horizonte europeo, conduciéndonos a otra recesión. La defensa enardecida de la contención del gasto en territorio ajeno estrangulará a nuestro país y llenará de invasores de guante blanco el escenario en el que se subastará gran parte de la riqueza nacional. La desinversión acarrea retroceso. Soslayemos la palabrería interesada de los calificadores y poblemos de estímulos públicos el sector productivo. ¿O esperamos a que escampe con los ojos vendados?

Publicado en El Norte de Castilla el 1 de febrero de 2012

Ver Post >
Poder absoluto
Roberto Carbajal 18-05-2011 | 8:07 | 0

Dominique Strauss-Kahn ha sido detenido por tener el cerebro a medio metro de su ubicación natural. Resulta insólito cómo alguien que aspiraba a convertirse en el presidente de Francia salió de una ducha caliente y en cuestión de segundos se echó encima un jarro de agua congelada. Y todo por desear a una persona hacia la que tenía consideración cero, más allá de satisfacer un deseo ancestral. De nada han servido miles de años de evolución. Parece que el sofisticado intelecto del jefe del FMI sucumbió ante la sencillez de los apetitos terrenales. Recientemente, el expresidente de Israel Moshe Katsav ha sido condenado por dos casos de violación y otros delitos de abusos sexuales masivos durante su carrera. ¿Pero qué se esconde tras comportamientos tan deleznables? La erótica del poder dicta que alguien puede encontrar atractivo a quien se siente en la cúspide del éxito por el mero logro de su estatus. Poco importa su atractivo físico. Paralelamente, ese erotismo áulico camina junto al peligro de ser asaltado por quien lo pueda ostentar. Se convierte así en un arma de doble filo.

En España hemos asistido a casos similares. Concejalas que cayeron en el saco de alcaldes sin escrúpulos, llevadas por la erótica del poder o por una ambición política fuera de control. Belleza, seducción y poder, un cóctel que puede arruinarte la vida. Aunque no la de todos. Fijémonos en Bill Clinton. Sus relaciones inapropiadas con la becaria Monica Lewinsky tan solo le pusieron colorado ante las cámaras y contra las cuerdas frente a su esposa. El chico que siempre renacía de sus cenizas tuvo suerte. No va a sucederle lo mismo al bueno de DSK, ni tampoco a los amigos de las conspiraciones, que pensaron en una porque así se digiere mejor todo el pastel. Muchos franceses piensan que se trata una maniobra de los enemigos del encausado. En Francia están acostumbrados a las conspiraciones palaciegas. Se sumergió en otra Dominique de Villepin, urdiendo una contra Nicolas Sarkozy. Le salió rana. Francia siempre fue muy abierta.

Publicado en El Norte de Castilla el 18 de mayo de 2011

Ver Post >
Sobre el autor Roberto Carbajal
Tenía siete meses cuando asesinaron a John F. Kennedy. De niño me sentaba en los parques a observar a la gente, pero cuando crecí ya no me hacía tanta gracia lo que veía. Escribo artículos de opinión en El Norte desde 2002, y críticas musicales clásicas desde 1996. Amo la música, aunque mi piano piense lo contrario. Me gusta cocinar; es decir, soy un esclavo. Un esclavo judío a vuestro servicio.

Últimos Comentarios

malva2 24-03-2017 | 09:28 en:
La religión, otra vez
Cari 23-03-2017 | 10:45 en:
La religión, otra vez
malva2 16-02-2017 | 09:43 en:
Poder absolutista
malva2 09-02-2017 | 09:50 en:
¿Otra tonta?