LA LÍRICA REVOLTOSA DEL ÁLBUM BLANCO

white-albumPublicado el 23 de junio de 2018 en La sombra del ciprés, suplemento cultural de El Norte de Castilla, en el especial dedicado a conmemorar los 50 años del Álbum Blanco de The Beatles.

El Álbum Blanco de los Beatles es una biblia infinita, un laboratorio de ideas, una explosión de nuevos caminos en el mundo de la música y un sublime rincón donde se esconden unas cuantas joyas desconocidas del cancionero beatle. Musicalmente, es un prodigioso cajón de sastre donde todo cabe: baladas acústicas, rock, pop, alegres pachangadas sin complicaciones, toques de blues británico, surf rock estilo Beach Boys, canciones swing tipo años 20, toques indios,  heavy metal, collages experimentales… Todo ello entró en aquella mágica coctelera. Y lo hizo con unas trabajadas y juguetonas letras no siempre comprendidas y a veces despreciadas. La lírica beatle siempre ha sido dejada en un segundo plano a pesar de que, Bob Dylan mediante y a partir del “Revolver”, tanto McCartney como especialmente Lennon nos regalaron algunas letras memorables. En el Álbum Blanco dieron un paso al frente. Y lo hicieron con un nuevo y revoltoso elemento: el humor. Al lado de letras tontas y repetitivas (“Birthday”, “Obladi Oblada”), los Beatles desplegaron una crítica ácida y corrosiva (a las clases pudientes en “Piggies”, al americano medio en “The continuing story of Bungalow Bill”, al Maharishi tras ser acusado de seducir a Mia Farrow en “Sexy Sadie”) junto a destellos poéticos dignos de reseñar. La letanía surrealista llena de imágenes impactantes de “Julia” o los deslumbrantes versos producto de una noche con LSD de “Hapiness is a warm gun” son sólo algunos ejemplos. Pero si por algo es famoso el Álbum Blanco es por la mala interpretación que algunos dieron a ciertas letras del disco. El caso de los asesinatos de la familia Manson es el más trágico y conocido. El tarado gurú hablaba de “Revelation 9” en vez de “Revolution 9” porque en inglés el libro del Apocalipsis se llama Revelations y su capítulo nueve comienza con el quinto ángel haciendo sonar su trompeta. Por supuesto, el quinto ángel era Manson y los cuatro jinetes del Apocalipsis los Beatles. Eso decía Manson. También que se acercaba una apocalíptica guerra racial, que el “Helter Skelter” era el holocausto que estaba por venir y “Blackbird” un himno de sublevación para los negros. Según él los Beatles les estaban programando para que se levantaran: “Rise” (Alzaos) se escucha en el collage musical de “Revolution 9”. “Piggies” era una crítica feroz contra la gente adinerada y Pig y Rise aparecieron pintadas con sangre junto a las personas asesinadas. También Helter Skelter, la canción más heavy grabada por los Beatles. El mundo no estaba preparado para algo tan experimental como el Álbum Blanco. Y mucho menos un loco como Manson. Tampoco, a otro nivel, los tipos que analizaban las letras de las canciones al milímetro y sacaban conclusiones delirantes. Labeatles-1más famosa es la que sostenía que Paul McCartney había fallecido en 1966 tras un accidente de coche y que los Beatles le habían sustituido por otro músico. Según ellos las fotos del Magical Mistery Tour ofrecían muchas pistas y la portada del Sgt. Peppers no representaba otra cosa que el funeral de McCartney. Había algunas letras de canciones que lo atestiguaban. Con el fin de reírse de todos aquellos descifraletras, John Lennon compuso “Glass Onion” pero el tiro le salió por la culata. En el precioso tema (otra joya más del Álbum Blanco) aparecían citadas unas cuantas canciones de los Beatles y un verso revelador: “pues bien, allá va otra pista, la morsa era Paul”. Lennon lo hacía en clave burlona y mirando a través de una cebolla de cristal. Los descifraletras lo tomaron completamente en serio y les sirvió para confirmar sus desquiciadas teorías. La morsa, decían, era el símbolo de la muerte en algunas culturas. También que glass onion era un tipo de cristal tratado manualmente que se utilizaba mucho en la construcción de ataúdes. Una auténtica locura. El caso es que McCartney tuvo que saltar al ruedo para gritar a todo el mundo que quisiera escucharle que era él, que estaba vivito y coleando. Muchos no le creyeron. Y así hasta hoy. Cosas de las letras revoltosas y burlonas del Álbum Blanco.

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More
El Norte de Castilla

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.